Centro de Estimulación Temprana UGM: Un compromiso de la comunidad universitaria con los derechos absolutos de la infancia


_


miércoles 12 de julio del 2017 a las 07:45 / Autor: oducal


Los orígenes

Como parte de una articulación compuesta por las Facultades de Educación, Psicología y Ciencias de la Salud de nuestra Casa de Estudios, presentamos a la comunidad el Centro de Estimulación Temprana (CET) de la Universidad Gabriela Mistral. La iniciativa nacida en el año 2002, se crea para trabajar con niños con síndrome de down, actualmente hasta seis años. El centro, que partió con educadores diferenciales en práctica, hoy en día es dirigido por la Psicóloga y Dra. en Ciencias de la Educación Paola Andreucci, a quien el año 2015 se le solicitó sistematizar la información del CET, trabajo con el que se concluyó que era una prioridad contar con un equipo multiprofesional e integrar activamente a las familias en el proceso de sus hijos e hijas.

La incorporación en 2016 de nuevos profesionales, ha resultado en que actualmente el CET se integre por áreas vinculadas a la educación, sociología, psicología, terapia ocupacional y fonoaudiología; además se espera la pronta incorporación de kinesiología UGM. Estas diferentes visiones académicas, con las que se han obtenido muy buenos resultados para que los niños y niñas que han participado del proyecto se puedan desenvolver, son un gran aporte con el que el centro espera contar siempre, integrando prontamente practicantes que puedan aprender la dimensión multidisciplinar de sus respectivas carreras, ya que uno de los objetivos más importantes es la creación de conocimiento para ser implementado en la vida universitaria y por supuesto, en la comunidad científica.

El rol protagónico de las familias

Además de la relevancia de la consolidación de un equipo, con la vasta experiencia en investigación de la Dra. Andreucci, se decidió realizar una labor en la que las familias estuviesen incorporadas por completo en cada terapia, parte de una modalidad de trabajo basada en la atención temprana y la intervención en el contexto donde están inmersos niños y niñas, llamado Modelo Centrado en la Familia. Para Eugenia Eisendecher, psicóloga del CET, incluir esta dimensión es vital, puesto que ahí es “donde nacen todas las cosas, en el cotidiano; ahí es donde tiene que estar la estimulación más fuerte, aquí o en cualquier otro centro. Lo que buscamos es potenciar a la familia para que sea un ente educador permanente (...) Esto es lo que nos caracteriza como centro”.

Apoyo completo e integral

Siendo el síndrome de Down uno de los más frecuentes, la psicóloga aclara las principales motivaciones por las que trabaja el centro: “El desarrollo de un niño o niña con síndrome de Down se podría plantear de una manera distinta que el de un niño o niña sin este diagnóstico. Algunos necesitan apoyo específico como, por ejemplo, en torno a la hipotonía muscular o regulación del tronco, condiciones que necesitan estimulación temprana, además de otras intervenciones más disciplinares de la kinesiología o de la terapia ocupacional”, afirmó. Asimismo, señaló que también cubren algunas falencias no cubiertas en plenitud por la salud pública, sobre todo en áreas de rehabilitación.

Los niños y niñas que hasta ahora son atendidos por el CET, provienen de diferentes comunas de Santiago, a la vez que un buen porcentaje ellos asiste a jardines infantiles con los que también se trabaja en conjunto; por ejemplo, el año pasado trabajaron con alrededor de ocho niños y niñas y, en dos oportunidades, las educadoras y técnicos de estos jardines fueron capacitados, al mismo tiempo que los integrantes del CET aprendieron de ellos para saber de primera fuente qué es lo que necesitan. Además, se entrega a los padres, madres y/o cuidadores el apoyo emocional que merecen: “se trata de compartir la vivencia de ser padre, madre o cuidador de un pequeño o pequeña que tenga el síndrome, pensando que a veces en el momento del parto recién se sabe de la condición”, cuenta la psicóloga Eisendecher.

Compromiso CET

En pro de asumir un compromiso a nivel de infancia relacionado a la adhesión absoluta al derecho de los niños, especialmente de la primera infancia en discapacidad que en Chile está muy poco visibilizada, el CET se torna una iniciativa totalmente abierta a la comunidad y que se compone por tres tipos de talleres, en los que están presentes tanto hijos e hijas como padres, para que estos últimos también puedan practicar la estimulación en casa: uno para niños y niñas de 0 a 12 meses, otro de 12 a 24 meses, además de uno que incluye habilidades sociales desde la educación para niños y niñas de más de 24 meses y hasta seis años. También se realizan talleres temáticos dictados por especialistas, cuyos contenidos son propuestos por los propios padres respecto a inquietudes que deseen resolver o qué es lo que les interesa aprender para el mejor desarrollo de sus hijos.

¡La invitación está hecha!

El CET es totalmente gratuito y los padres que deseen integrar a sus hijos a las terapias, pasarán por una entrevista para conocer aspectos personales, clínicos y emocionales de la situación, recibiendo además una visita en el domicilio de la familia que le permitirá a los profesionales conocer el contexto: cómo se desenvuelven los niños y niñas, con qué cuentan, con qué no, qué espacio tienen disponible para desplazarse. El equipo evalúa cuáles son las necesidades y realiza una propuesta a la familia, describiendo también qué es lo que ellos desean lograr junto al CET: expectativas que se complementan.



Av. Tepeyac #4800, Col. Prados Tepeyac, Edificio 5, 1° piso, Guadalajara, Jalisco, México | Teléfonos: +52 01 (33) 3134 0800 Ext. 1205 | Correo: contacto@oducal.com
Copyright ©2016 ODUCAL. Todos los derechos reservados.